cerrar

anterior It’s a wonderfull life siguiente

Leafhopper

del 26 de abril al 15 de mayo. CC PARC SANDARU, Buenaventura Muñoz 21, Barcelona

ItsaWonderfulLife_LeafhopperLEAFHOPPER1

Con It’s a Wonderfull Life el duo formado por Blanca Galindo y David Simon Martret bajo el pseudónimo de Leafhopper nos presenta una serie de imágenes sin principio ni final en torno al concepto de la adicción, la falta de conexión emocional, las derivas identitarias en nuestros días, el individualismo, la dislocación, la globalización y el consumismo.

Son obras actuales, pero aluden a impulsos de siempre, de ahí su atmósfera atemporal. Olvidarse de uno mismo a través del deseo ha sido algo inherente al ser humano y los animales a lo largo de la historia y de la geografía. Asumir el final y la muerte, el hecho de que todo lo que conocemos y todo lo que está en la naturaleza desaparecerá, es la gran lucha ancestral. Religión, amor, tribu, familia se presentan como inventos humanos para dar sentido a una colectividad inventada que apoye emocionalmente esta posible falta de sentido del existir para morir. La evolución de la sociedad de libre mercado genera cada vez más individuos dislocados, luchando por adaptar su propia identidad a los tiempos modernos. Retratos, bodegones y abstracciones que nos llevan a través de la fotografía y su instalación a una reflexión sobre nuestro propio comportamiento y entorno.

Actividad:
Mesa redonda, 15 de mayo de 19:00 a 20:00h

Inauguración:
25 de abril a 20:00h

En los comienzos de la vida, los seres unicelulares vivían (en palabras de Carlos López Otín) en el gran aburrimiento cósmico de la vida infinita. La vida tal y como la conocemos empezó cuando los seres unicelulares decidieron aliarse y pasar a ser seres pluricelulares. Sin embargo esta asociación supuso a la vez enfermedad y muerte. Asumir el final o la muerte, el hecho de que todo lo que conocemos y todo lo que está en la Naturaleza desaparecerá es una de las grandes luchas ancentrales. Religión, amor, tribu, familia etc se presentan como inventos humanos para dar sentido a una colectividad inventada que nos ayude asumir este “existir para morir”.

Quizás olvidarse a través del deseo ha sido algo inherente al ser humano y los animales a lo largo de la historia y estos inventos emocionales, químicos, parte de la realidad o no, son instrumentos adaptativos al medio. Tomando la adicción como adaptación al medio y como subversión del mismo, Leafhopper plantea en ‘It’s a Wonderful Life’ una vida ‘maravillosa’ que puede parecer truncada y llena de dolor, individualismo o aislamiento. Pero en última instancia puede entenderse también como una lucha por la supervivencia.
Desde febrero de 2015 Leafhopper hemos estado estudiando, investigando, fotografiando, entrevistando y desarrollando este proyecto en un viaje sin fín que nos ha llevado a China, Indonesia, Malasia, Filipinas, Japón, Estados Unidos, Finlandia, España, Portugal y Méjico.

Texto escrito en colaboración por Laura Benítez Valero y Leafhopper (Blanca Galindo y David Simón Martret)